¿Cuál es el idioma europeo con la gramática más difícil?

Gramática Rusa
Comparte:

Gramática:

Parte de la lingüística que estudia los elementos de una lengua, así como la forma en que estos se organizan y se combinan. RAE.

La repuesta a la pregunta que da título a este artículo es difícil de contestar. Por un lado, es cierto que la dificultad gramatical de una lengua se puede medir desde un aspecto técnico-lingüístico, pero por otro, esa dificultad también depende del sujeto que la aprende. En este sentido, los estudiantes de idiomas que pertenezcan a, por ejemplo, la familia de lenguas romances derivadas del latín van a encontrar las gramáticas de estas lenguas más sencillas que las de otras familias lingüisticas. En cualquier caso, vamos a repasar los tipos de gramática más complejos de las tres familias de lenguas más importantes de Europa.

Gramática más difícil de las lenguas romances

Gramática española

Románicas o neolatinas son las lenguas que provienen del latín y que, en una primera fase tras la caída del Imperio Romano de Occidente en el siglo V, se desarrollaron en Francia, España, Portugal, Italia y Rumania a partir del latín vulgar. Siglos después, a partir del descubrimiento de América, el francés, el español y el portugués antiguo se expandieron al Nuevo Mundo desde Canadá hasta Argentina y Chile, mientras en Europa también se desarrollaron lenguas regionales como el gallego y el catalán.

En cuanto a la lengua romance con la gramática más compleja, la mayoría de los lingüistas y estudiantes de lenguas románicas agregan que el castellano o español es la lengua neolatina más difícil por las siguientes razones:

  • Formas complejas de los tiempos verbales.
  • Conjugación de los verbos.
  • Mayor número de verbos irregulares que otros idiomas.
  • Distinción entre pronombres: le, lo…
  • Dificultad para utilizar las conjunciones del tipo que, quien, el cual…
  • Variedad de géneros: común, epiceno y ambiguo.

Gramática más difícil de las lenguas germanas

Gramática Alemana

Las lenguas germánicas cuentan con más de 500 millones de hablantes en todo el mundo y, en el caso de Europa, se habla en doce países que usan desde el inglés al noruego. Como ocurre con las lenguas romances, hay idioma original común e indoeuropeo hablado por los primeros pueblos germánicos: el protogermánico, cuya primera muestra es el gótico, dato del que se tiene conocimiento gracias al documento de siglo IV “Biblia de Wulfilas”.

Actualmente, de las lenguas germánicas vivas la gramática alemana es la más compleja debido a las siguientes razones:

  • Hay muchas excepciones. No hay una gramática exacta.
  • Cuatro declinaciones y nueve tablas de sufijos.
  • Esta lengua cuenta con 5 plurales.
  • El orden de las palabras difiere de otras familias lingüísticas: verbos al final de las frases o separados.
  • Oraciones subordinadas de gran profundidad.

Gramática más difícil de las lenguas eslavas

Gramática Rusa

Lenguas indoeuropeas habladas por casi 400 millones de personas en 15 países con la República Checa en la parte más occidental y el confín ruso asiático en la zona más oriental. A diferencia de las dos familias lingüísticas citadas, las lenguas eslavas utilizan dos alfabetos: el latino y el cirílico.

Se cree que el origen de las lenguas eslavas está en una lengua protoeslava que se desarrolló en el norte de la actual Ucrania y que se expandió en todas las direcciones para dividirse en dos grandes familias: la báltica y la eslava. Al día de hoy, las lenguas eslavas se dividen en las de tipo G y las de tipo H, donde la subfamilia G alude al hecho de que sus hablantes pronuncia el fonema /*g/ como “g” mientras que la subfamilia H lo hace como “h”.

De todas las lenguas eslavas, los expertos acuerdan que el ruso es el más difícil, además de por utilizar de forma predominante el vocabulario cirílico, por estas otras razones.

  • Posee 6 declinaciones: nominativo, acusativo, genitivo, dativo, instrumental y preposicional. Estas declinaciones cambian los adjetivos, sustantivos o pronombres en género y número.
  • Los verbos solo cuentan con dos formas: perfectivo para pasado y futuro, e imperfectivo para presente y presente continuo o “verbos en movimiento”. Esto, a priori, hace todo más sencillo. Sin embargo, dependiendo de la lengua nativa que se posea, esas dos formas hacen difícil traducir o encajar otras formas verbales de otras lenguas.

¿Cuál de las tres lenguas analizadas es la más compleja a nivel gramatical? Es difícil de decir, ya que a la gramática hay que añadir también la fonética, la ortografía y pronunciación. No obstante, en varios rankings de cuáles son las gramáticas más difíciles, el ruso ocupa las primeras posiciones por encima del español y el alemán.

Comparte:
Staff
Redacción quieroaprenderidiomas.com